lunes, 9 de enero de 2012

Aliento

Miraste a mi alrededor y sólo obtuviste un poco de sombra.
La tela de araña que cubría mis pasos desapereció, pereció.
La risa encuentra un nuevo sonido, el llanto, solloza de nuevo.
No hay nada de tu rastro en éste espacio de amor.
Moriste con tu aliento.


Incitatus
(Enero'12)
Imagen: Internet

4 comentarios:

  1. Estimado, muchas gracias por tu visita.
    Es un gusto poder leerte también. Eso de decir mucho con poco es de los mejores.

    Saludos.
    Cristofer.

    ResponderEliminar
  2. no hay nada de tu rastro... me gusta eso, aunque seguramente significa todo lo contrario al olvido...

    ResponderEliminar
  3. Me abrasaban tus ojos,
    me quemaba tu aliento,
    y apagó las palabras
    el rumor de nuestros besos...

    abrazo

    ResponderEliminar
  4. NO HAY NADA DE RASTRO EN EL ESPACIO, PERO EL ALIENTO SIGUE CON SABOR A AMOR.
    MUY BUENO SU ESCRITO SEÑOR.
    FELICIDADES

    ResponderEliminar

Mata al Auriga Lentamente, Asegúrate que Sufra