lunes, 25 de enero de 2010

Yamilet


Y entonces regresó.
Estaba muerto o tal vez sólo perdido.
Una lágrima de alcohol y una loza en la garganta
se fundieron en un instante.
La distancia y el tiempo
confabularon en su contra.
Gritos, enojos y más llanto.
El demonio sonreía mientras
devoraba su nueva presa.

Sin embargo regresó
y se autonombró de nuevo amor.
Y con él,
trajo un ser hecho de sueños y deseo.
Un ser sagrado y la llamamos "esperanza".
Como un hada de paz
se acercó y nos abrazó.
Nos sonrió y con sus pequeñas manos
nos impidió lastimarnos.
Sus ojos, la sonrisa y el cabello
eran como los tuyos.
La piel, del color de la mía.

Entre lágrimas y desencanto se acurrucó.
Nos invitó a hacer lo mismo.
Tomó mi mano y la puso sobre la tuya.
Volví a mirar tus ojos
y recordé cuánto te amo.
Me sonreíste entonces y te abrazé.
Volvimos a buscarla
pero no estaba ahí.
Sin embargo, la sentimos,
seguía dentro.
Se llamaba amor.
Nosotros la llamamos Yamilet.



incitatüs
(diciembre'09)
imagen: internet

8 comentarios:

  1. Mensaje de texo para Kenya,
    en una noche difícil.

    ResponderEliminar
  2. Un noche difícil y un texto encarnizado, encendido. Como algo que se ha escrito de manera necesaria e inevitable.
    Siempre hay que concederse oportunidades. Nunca dejes de hacerlo.
    Un abrazo grande.

    ResponderEliminar
  3. no fue dificil ha sido fatal.
    y mantener el animo para poder seguir es muy pesado aunque tu hija ha hecho mucho por arreglar las cosas.
    creo que si lo unico que puede contra nosotros es ella!!!
    felicidades
    me encanta como escribes nunca dejes de hacerlo!!!

    ResponderEliminar
  4. ...

    Auchhh...letras bellas para un angelito que se guardará en el corazón.

    Un saludete para ti.

    Mafalda

    ResponderEliminar
  5. Sorpendida de tu texto y muy sentidito y como dice Yure muy descarnado. Una voz muy emotiva pero cada vez más propia, me gustó mucho besitos

    ResponderEliminar
  6. Yu:

    Si algo no dejo, es buscar esas oportunidades. Un abrazo un beso para tí.

    Mafalda:

    Ahí es justo donde ese angelito vive y seguirá haciéndolo. Hay seres hermosos que no necesitan encarnarse.

    Mixha:

    Gracias por tu visita, ya se te extrañaba por ésta tu casa. Gracias de verdad.

    Kenya:

    Te amo. Yamilet lo sabe.

    ResponderEliminar
  7. Hay seres hermosos que no necesitan encarnarse, sin embargo, Yamilet, te estamos esperando...

    ResponderEliminar
  8. Y SIGUES ESPERANDO A YAMILET?
    EXISTEN ALMAS UNICAS Y ERA UNA DE ELLAS.
    CON MUCHO CRIÑO PARA TI Y MIS MEJORES DESEOS.

    ResponderEliminar

Mata al Auriga Lentamente, Asegúrate que Sufra